PODREDUMBRE DEL PEDÚNCULO

Nombre de la enfermedad: DIPLODIA STEM-END ROT.

Organismo que lo causa: Diplodia natalensis (syns. Lasiodiplodia theobromae, y Botryodiplodia theobromae).

Rango de acción: Cítricos.

Aparición e importancia:

La podredumbre del pedúnculo es una enfermedad importante de poscosecha en regiones cálidas y húmedas, el desarrollo de la enfermedad se ver incrementado por la producción de etileno, que se utiliza para mejorar la coloración de la cáscara en las regiones donde la coloración natural se ve retrasada por las elevadas temperaturas.

Síntomas y enfermedades alternativas:

La podredumbre del pedúnculo es raro observarla en la fruta que está todavía en el árbol, incluso cuando está madura.

Después de cosechar, los síntomas aparecen en dos semanas cuando las temperaturas superan los 21°C. los hongos se activan en el pedúnculo y rápidamente penetran en la cáscara y avanza hacia los laterales de la fruta. No hay crecimiento de hongos en la superficie de la fruta.

 

Ocasionalmente, la decaída se desarrolla en las heridas del lateral o del pedúnculo de la fruta. El progreso del hongo es muy rápido a través del eje central esponjoso de la fruta, normalmente alcanzando el extremo mucho más pronto pr es ruta que por la cáscara.

 

A diferencia de la podredumbre causada por Fomosis, el decaimiento irregularmente a través de la cáscara, de modo que produce proyecciones como un dedo de tejido marrón. Típicamente, el decaimiento aparece tanto en el pedúnculo como en la base y antes de envolver a toda la fruta.

 

El tejido decaído es inicialmente firme y después se vuelve húmedo y pesado. La superficie del micelio aparece solo en etapas avanzadas de infección en ambientes muy húmedos. La decaída normalmente no se dispersa de la fruta infectada a la sana en los envases.

Ciclo de la enfermedad:

Diplodia natalensis es un saprófito que completa su ciclo vital en las ramitas muertas.
Los hongos normalmente no invaden la fruta después de la cosecha, y no produce la apertura natural para permitir la penetración.

Normalmente, este hongo no produce esporulación en la fruta infectada, los conidios se producen en mayor número que las ascoesporas. Los conidios son dispersados solo a cortas distancias pro la lluvia que salpica, mientras que las ascoesporas son arrastradas por el viento y son las responsables de la dispersión a largas distancias a los árboles plantados recientemente.

La incidencia de la enfermedad es mayor en las frutas que se recolectan pronto en la estación cuando las temperaturas ambientales altas favorecen el crecimiento de los hongos y las fruta puede generar etileno. El tratamiento de etileno causa la abscisión temprana del botón, facilitando así la entrada de los hongos.
Las temperaturas elevadas (próximas a 30°C) y las altas elevadas humedades relativas (92-96%) usadas en el proceso son favorables para el desarrollo de la enfermedad.

Control:

Buenas prácticas culturales pueden ayudar en le control de la podredumbre causada por Diplodia produciendo árboles económicos con pocas cantidades de Madera muerta. La cosecha por tirón mayor que por truncamiento, puede reducir la incidencia del marchitamiento.

Refrigerar inmediatamente después de envasar retrasa el desarrollo de la podredumbre del pedúnculo; el marchitamiento es casi completamente inhibido a 10°C.

La aplicación de fungicidas de imazalil en la poscosecha proporcione un buen control de este tipo de podredumbre. Los tratamientos pueden se aplicados antes del drenching de los palets de la fruta recolectada con soluciones o suspensiones de fungicidas.

Materia activa
Actividad
dosis
Imazalil 34%
sistémico
0.1-0.125 %